Mal olor tuberías

¿Cómo eliminar el mal olor de las tuberías?

Las bacterias, los hongos y el moho suelen ser los responsables de los malos olores que invaden las viviendas y los locales comerciales. Estos aromas desagradables aparecen por las tuberías o los drenajes del piso, y son producto de la putrefacción de los desechos. Por eso, es frecuente que los malos olores estén presentes en la cocina, el baño, la azotea o el jardín. Justamente, se trata de sitios donde el olor a podredumbre es molesto. Ahora bien, puedes evitar esa incomodidad si aprendes cómo combatir el mal olor tuberías

Los expertos de MasFerretería te explican cómo eliminar los malos olores de las tuberías en este artículo. Descubre con qué productos químicos y con qué remedios caseros puedes combatir este problema. Pon en práctica los trucos y disfruta de una ambiente sin olores invasivos. ¡Sigue leyendo para aprender más!

¿Por qué se produce el mal olor tuberías?

Entrar a la cocina o al baño de tu casa o tu local de comidas debería de ser una experiencia tal vez no gratificante, pero al menos no desagradable. Sin embargo, en muchos casos, esto no sucede. A veces los malos olores invaden aquellos espacios que deberían transmitir mayor sensación de higiene. El problema es que la aparición de estos factores no está necesariamente relacionada con la limpieza. A simple vista, el lugar puede estar limpio y ordenado. Sin embargo, es posible que aún así salgan malos olores por los drenajes de los pisos y las cañerías de agua. Entonces, ¿a qué se debe este problema?

Los malos olores suelen aparecer cuando los desechos orgánicos caídos en el fregadero, las cañerías externas o el lavabo empiezan a pudrirse. Todos los restos de los productos que caen accidentalmente en los desagües bajan por las tuberías de agua. De manera lenta y paulatina, pequeñas porciones de desechos se van pegando a las paredes de las cañerías. Cuánto más residuos hay, más quedan retenidos. Ya que se forma una especie de embudo. 

Con el paso de los días, estos restos empiezan a pudrirse y a generar olor. Como se trata de un sitio propicio para la proliferación de bacterias y donde ya viven muchos hongos y bacterias, el proceso es mucho más rápido. Por lo tanto, eliminar mal olor de las tuberías del baño, la cocina o el jardín puede volverse un verdadero desafío. 

Malos olores en baños

Los malos olores del cuarto de baño suelen provenir del lavabo, del drenaje del baño o del desagüe de la ducha. En este lugar de la casa, los responsables son los restos de pasta dental, jabón de tocador, acondicionador, enjuague bucal y champú que se van adhiriendo a las paredes de las cañerías.

Cuando hay mal olor baño bote sifónico, puede deberse tanto a la acumulación de restos como a la inutilización del grifo, dependiendo de la frecuencia de uso. Si el grifo lleva tiempo sin abrirse, es probable que el sifón se haya secado. Entonces, cuando el agua vuelve a correr por las tuberías, las fermentaciones se reactivan y emiten gases que generan aún mayor olor a podrido. Por eso, si se va a dejar de utilizar un grifo por mucho tiempo, lo ideal es limpiar los sifones de desagüe y las tuberías de agua. Se recomienda esta práctica en las casas de descanso de verano o de montaña que permanecen largas temporadas cerradas. 

Ten en cuenta que las tuberías antiguas y los errores en la instalación, como un mal sellado de las cañerías, pueden empeorar el filtrado del mal olor.

Malos olores en cocinas

El olor a podrido o a desagüe en las cocinas es desagradable y genera desconfianza sobre todo en los restaurantes o locales de comida rápida. Ya que se supone que una cocina es un sitio donde debe primar la buena higiene. Pero, los malos olores en este cuarto no están relacionados con la frecuencia o la intensidad de la limpieza. En la cocina, los responsables del mal olor suelen ser los restos de comidas y de bebidas, y la acumulación de residuos de detergente lavavajillas. 

Malos olores en jardines y azoteas

En algunos casos, el jardín de tu casa puede presentar mal olor tuberías. Cuando quedan hojas secas, restos orgánicos de plantas e insectos muertos atrapados en los drenajes de los jardines, se empiezan a tapar las cañerías y se genera mal olor. Esta problemática suele aparecer con mayor frecuencia en el otoño y en la primavera. 

Con las azoteas, sucede algo similar. Pero, en estos casos, el problema suele derivar de un mal diseño o mala instalación de las tuberías, que tiende a generar aguas estancadas. 

Consecuencias de los malos olores en la salud

El olfato es el sentido que permite reconocer los aromas, así se puede distinguir un perfume agradable de un olor nauseabundo. Pero, ¿qué pasa una vez que se detecta un mal olor?

Lamentablemente, las ciudades son centros donde se acumulan basuras y desechos generados por las personas y por las grandes industrias. Eso conlleva a la presencia de ríos contaminados, de plantas de residuos y de desagües malolientes. Por eso, en las urbes, se suele detectar el olor a podrido con mayor frecuencia, sobre todo durante las épocas de alta temperatura. 

Ahora bien, ¿qué efectos tienen los olores fuertes en las personas? Pasar mucho tiempo en entornos con malos olores puede provocar alteraciones en el estado de ánimo, dolor de cabeza, náuseas, vómitos, insomnio y hasta problemas respiratorios. La irritación de la nariz, la garganta y los ojos es frecuente cuando la exposición es prolongada. De hecho, si el gas inhalado es tóxico, se puede producir una intoxicación. 

Estos suelen ser los síntomas de la contaminación odorífera más frecuentes. Aunque no siempre los malos olores presentes en ambientes domésticos o comerciales tienen la fuerza para generar este impacto negativo en la salud, se recomienda prevenir la aparición de mal olor tuberías con el fin de mejorar la experiencia de las personas.

¿Cómo eliminar mal olor tuberías baño y cocina?

Si ya no soportas el mal olor de las tuberías, estás de suerte porque existen varias soluciones para combatirlo. A continuación, aprende cómo combatir el mal olor cañerías baño, cocina y jardín con productos de diferente origen. ¡Sigue leyendo!

Trucos caseros para quitar mal olor tuberías baño y cocina

  • Puedes quitar mal olor tuberías vinagre bicarbonato. La mezcla de dos tazas de vinagre de alcohol y una taza de bicarbonato de sodio es efectiva para eliminar bacterias y hongos de una manera ecológica. Usa un tapón y deja que la solución actúe por quince minutos. Luego enjuaga con abundante agua caliente. 
  • Hay otro remedio casero mal olor tuberías que se prepara con una taza de zumo de limón y media taza de sal gorda. Deja actuar por quince minutos y enjuaga con agua caliente. Esta aplicación es menos efectiva por lo que deberás repetirla un par de veces por semana, pero es ecológica y no dañará las tuberías. 
  • Para limpiar los desagües, puedes usar tres tapones de amoníaco líquido. Remueve la tapa o el colador y quita los residuos visibles con guantes antes de verter el producto. Deja actuar por cinco minutos y enjuaga con agua fría. 
  • La instalación de un triturador sanitario es una forma de prevenir la generación de malos olores en los desagües. Este producto impide que los desechos se atasquen en las tuberías por lo que es muy efectivo. 
  • Controla el nivel de agua de los sifones y los botes sinfónicos. Límpialos de forma periódica para que no se acumulen residuos que pueden generar gases. 

¿Cómo mantener los espacios limpios y libres de malos olores?

La higiene debe ser un aspecto prioritario para crear espacios saludables donde las personas puedan vivir de una forma sana y cómoda. Por eso, la limpieza del hogar debe seguir ciertos parámetros si se busca lograr un ambiente perfumado y libre de bacterias. En este sentido, existen algunos trucos prácticos sobre cómo mantener los espacios limpios y libres de malos olores. 

En primer lugar, es recomendable que todos los textiles sean lavados al menos una vez por semana con agua caliente. La temperatura del agua ayudará a eliminar ácaros y otras especies que viven en las cortinas, las sábanas, los almohadones y los plumones. 

En segundo lugar, se aconseja limpiar la cocina y el baño en profundidad al menos dos veces por semana. Usa productos con lejía para eliminar todas las bacterias y los hongos. Además, controla las tuberías al menos cada quince días.

Por último, lleva adelante todas las reparaciones necesarias. El mantenimiento es fundamental para lograr ambientes limpios. Empieza por aplicar silicona para sellar las juntas en baños y cocinas, o reemplazar la antigua. Luego, coloca un colador en el fregadero para evitar que los restos de alimentos vayan a las cañerías. Si las tuberías son muy antiguas, considera reemplazarlas por nuevos caños de PVC

¿Quieres que tu hogar o tu local esté libre de mal olor tuberías? Encuentra todos los productos necesarios para combatir el mal olor en MasFerretería. ¡Visita la tienda en línea ahora!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *