como-cambiar-la-cuerda-de-una-persiana

¿Se ha roto la cuerda de tu persiana? No te preocupes, es más común de lo que pueda parecerte. Para poder volver subir o bajar la persiana vas a necesitar arreglarla lo antes posible. A continuación te explicamos cómo cambiar la cuerda de una persiana, para que puedas solucionarlo fácilmente.

Tanto si la cuerda de la persiana se ha roto ya, como si está a punto de romperse pues se ve rasgada o se atasca con frecuencia, es necesario cambiar la cinta de persiana cuanto antes. De lo contrario, es probable que se averíe en el peor momento y que incluso provoque que la persiana se rompa también si cae bruscamente.

Cambiar cuerda de persiana paso a paso

A continuación te vamos a explicar paso a paso cómo cambiar la cuerda de una persiana. Como vas a poder comprobar, es una tarea sencilla que podrás hacer tú mismo sin necesidad de ser especialmente manitas.

  1. En primer lugar, baja la persiana hasta abajo. Si la cuerda ya está rota, la persiana estará probablemente totalmente bajada. Si no es así, es momento de hacerlo.
  1. Abre la tapa del cajón de registro ubicada en la parte superior de la ventana. Al destaparla, verás un tubo metálico llamado eje que se apoya en sus laterales sobre dos ruedas de plástico o metal (según el fabricante de la persiana). En el centro del eje, hay unos tirantes metálicos que son los que unen la persiana al eje, y permiten que ésta se enrolle sobre el mismo.
  1. Suelta los tirantes del eje. Tira de la cinta de la persiana hacia abajo de manera que se desenrosque y suelte por completo del disco superior que va unido al eje, y extrae éste.
cambiar-cuerda-persiana
  1. Desatornilla el recogedor de cuerda que está en el extremo inferior y sácalo de su posición.
  1. Quita la cuerda vieja y suéltala del tornillo que la sujeta al disco del recogedor.
  1. Coge la nueva cuerda y haz un agujero en uno de sus extremos para proceder a engancharla al disco del recogedor.
  1. A continuación gira el disco del recogedor dándole de cinco a siete vueltas (dependiendo de lo grande que sea la persiana) para tensarlo.
  1. Pasa la cuerda por el agujero del recogedor, engánchala al tornillo del disco del recogedor pasando este por el agujero de la cuerda, y ve enrollando poco a poco la cinta al disco, soltando este poco a poco. Ten cuidado porque si lo sueltas todo de golpe puedes hacerte daño, ya que recuerda que el disco está tensionado. La nueva cuerda se irá enroscando alrededor del disco hasta que este haya acabado de hacer todo el recorrido de las vueltas que le diste, y vuelva a su posición inicial.
  1. Después, coloca el recogedor en su sitio y atorníllalo de nuevo a la pared. Coge la cuerda y pásala buscando su posición correcta por el pasacintas de la parte superior.
  1. A continuación, engancha la cuerda al disco lateral superior sobre el que descansa el eje. Saca toda la cuerda del recogedor y haz un nudo cerca del mismo para que quede suelta. Coloca el eje en su sitio y gíralo de modo que la cuerda se vaya enrollando sobre su disco lateral.
  1. Fija de nuevo los tirantes de la persiana al eje de la misma. Quita el nudo que hiciste a la cinta en la parte inferior y tira de ella para comprobar si la persiana gira bien y sube y baja correctamente. Si ves que cuesta un poco subir o bajar, puedes aplicar un poco de grasa o lubricante en las juntas del eje con sus soportes laterales para que su movimiento sea más ligero.
  1. Cuando todo funcione adecuadamente, coloca de nuevo la tapa del cajón y ya habrás terminado de cambiar la cuerda de la persiana.

Cómo calcular la medida de la cuerda de la persiana

Al sustituir la cuerda de una persiana, es habitual dudar sobre cuál debe ser la longitud de la nueva cinta para que el mecanismo funcione correctamente.

Para calcular cuántos metros de cinta se necesitan para una persiana puedes hacerlo de varias formas:

  • La más sencilla es medir la longitud de la cuerda vieja y poner la nueva con la misma medida.
  • Otra forma de hacerlo es medir la distancia que hay desde donde sale la cuerda en la parte superior (en el cajón) hasta la parte del recogedor por donde entra la cuerda, y multiplicar esa distancia por 4. De esa manera, obtendrás la medida idónea para la cuerda de la persiana.
  • La cuerda necesaria se puede calcular teniendo en cuenta la altura de la ventana. La medida de la cinta será entre dos veces y media y tres veces más que la de la ventana.

Como has podido comprobar, cambiar la correa de una persiana es muy fácil y puedes hacerlo sin necesidad de recurrir a un profesional. Si la cuerda de tu correa está rota o dañada, con esta sencilla guía puedes atreverte a sustituirla por una cuerda nueva.

En MasFerretería tenemos todo lo necesario para que puedas cambiar la cuerda de la persiana con garantía de éxito.

¡Atrévete y ahorra!

logo-masferreteria-300x103