Eslingas de Todas Las Medidas 

Una eslinga es un tramo de algún material que cuenta con la propiedad de ser flexible y resistente. Pueden ser de tela o de acero u otros metales. Se emplea para elevar cargas y poder manejarlas desde una grúa o bien para sujetar cargas mediante la ayuda de accesorios de trincaje.

Leer más...

Filtros

Más sobre Eslingas

Para saber que eslinga necesitamos, es necesario pensar en cómo va a ser el trabajo que vamos a realizar, ya que no necesitaremos las mismas si queremos amarrar que si queremos elevar. Si la tarea es de trincaje, se debe seleccionar una afín a la carga que va a soportar, es decir, debemos tener en mente el peso y las dimensiones de la carga y en base a eso, comprar la eslinga. Por otra parte, si la eslinga servirá para la elevación, será necesario adquirir una de este tipo, pero sin olvidar tampoco la cantidad de peso que deberá soportar. Utilizar una eslinga con una menor resistencia puede provocar roturas y deterioros en esta que generarán un peligro tanto para la carga porque se caerá, como para el resto de personas que se encuentren cerca. La seguridad ha de ser siempre lo primero,tanto para nosotros como para los que están alrededor. Tampoco debemos emplear los accesorios de las eslingas de amarre para las de elevación ni al revés, ambos tipos de eslingas son diferentes y tienen distintos tipos de accesorios según su función: hebillas de presión, ganchos, etc.


Las eslingas de poliéster son las que más ventajas ofrecen ahora en el mercado. Estas ofrecen una mayor resistencia y elasticidad, además de que son capaces de generar una mayor tensión sobre la carga, incluso es posible retensionarlas en caso de que fuese necesario. Por otra parte, las características materiales del poliéster hacen que aguante de mejor manera los agentes externos tales como temperaturas extremas (entre -40º C y 100º C) sin deteriorarse, lo que cubre perfectamente cualquier clima de exterior.