Soporte Portavisillo Para El Hogar 

Los soportes portavisillos son como sus palabras lo indican lo que ayuda a sostener el portavisillo.  Portavisillo es un término profesional que hace referencia a las barras que se emplean para colgar cortinas pequeñas en la parte interior de los cristales para resguardarse del Sol o impedir la vista a través de las ventanas.  Son barras específicas para cortinas pequeñas o ligeras. Suelen colocarse entre dos muros atornilladas o a presión. Pueden alojarse en el dobladillo de los visillos o servir como sustentador del visillo con pequeñas pinzas, anillas, trabillas, entre otros.

Leer más...

Precio
Filtros

Más sobre Soporte portavisillo

Los portavisillos son muy funcionales para vestir nuestra ventana con un elemento decorativo muy ligero y fácil de colocar. Dentro de nuestro catálogo puedes encontrar soportes portavisillo adhesivos, que son especialmente prácticos y efectivos para realizar la colocación de los portavisillos haciendo aún más fácil y cómoda su instalación.

Puedes encontrar los soportes portavisillos en diferentes colores para que combinen con tu decoración, aunque no es recomendable que estos se vean cuando estás decorando un salón y tienes cortinas pesadas.  Ahora bien, si vas a utilizar el visillo como parte de tu decoración para cubrir una cubrir despensas, contadores, placas o cualquier espacio que necesite cubrirse y que no vaya a soportar una cortina pesada, estos soportes portavisillo son muy elegantes.

En nuestro catálogo podrás encontrar soportes portavisillos para las diferentes formas de portavisillos, redondos o planos y de diferentes materiales como plástico, madera, metal o combinaciones de los mismos. Son perfectos para cocinas y baños.

El soporte portavisillo adhesivo es ideal para las personas que tienen una autocaravana porque son muy fáciles de colocar para tapar sus ventanas, cuelga tu visillo sin hacer agujeros. Estos accesorios son tremendamente útiles y prácticos, sobre todo, para aquellos que estén de alquiler y no puedan taladrar y agujerear las paredes de la casa.