Sartenes Esmaltadas de Uso Doméstico y Profesional 

Muchas veces, comprar una sartén que sea de calidad y se adapte justamente a lo que estamos buscando para la cocina de nuestro hogar puede ser algo bastante complicado, sobre todo si nos fijamos en la cantidad de sartenes diferentes que hay en el mercado, clasificadas por materiales, formas, diámetro, precios, etcétera.

Leer más...

Precio
Filtros

Sartenes Esmaltadas para profesionales y particulares

 Una de las cosas que debemos buscar en nuestra nueva sartén es que sea resistente y duradera. Generalmente, este tipo de sartenes suelen tener un precio algo más caro, pero al fin y al cabo resulta una inversión, ya que una buena sartén puede durarnos muchos años dando buen uso; sin embargo, si nos dejamos llevar por el ahorro, es posible que acabemos con una sartén de mala calidad que pronto se estropeará obligándonos a comprar otra.

A la hora de elegir el material del que están hechas las sartenes, optar por unas con acabado esmaltado puede ser un gran acierto. Este tipo de sartenes están hechas a partir de hierro fundido o con acero. Sin embargo, después de este proceso dichas sartenes se recubren con esmalte de porcelana, ideal si queremos darles una superficie lisa que resulte antiadherente y que, además, supone un extra de estética para nuestro menaje de cocina. La cubierta de porcelana está hecha de arcilla natural horneada y esmaltada para hacerlas resistentes y durables.

Las sartenes esmaltadas poseen una característica fundamental y de vital importancia a la hora de cocinar y es que son antiadherentes y durables. Además, como otros materiales con los que se fabrican, permiten una distribución del calor de manera uniforme; así, todos los alimentos que componen la receta se cocinan de forma pareja y el sabor no se ve contaminado. No obstante, también se deben conocer las limitaciones de este material, especialmente para garantizar que sabremos cómo cuidarlas para que nos duren más años.

Los acabados esmaltados poseen una clara desventaja: los utensilios esmaltados son más pesados que el resto de tipos. Además, es un material con el que hay que tener mucho cuidado, ya que estas sartenes son propensas a rayones y astillas, lo que puede reducir su funcionamiento y su atractivo.