Coladores Profesionales Para Hostelería 

En la cocina de nuestro hogar contamos con una amplia gama de utensilios que utilizamos en nuestras labores de cocina a diario. 

Leer más...

Filtros

Más sobre Colador

Entre los útiles de cocina que no pueden faltar en nuestra casa por ninguna circunstancia está el colador. Un colador es un utensilio de cocina que sirve como escurridor para los alimentos, pero también puede actuar como filtro, por ejemplo, se usa para cuando necesitamos separar un alimento líquido de su sólido, por ejemplo, cuando cocinamos uns espaguetis: solo queremos la pasta, mientras que el agua con especias de la cocción no nos sirve para nada. Los coladores de cocina suelen estar hechos de metal, principalmente de aluminio, o de plástico. Si hay diversidad de materiales, también la hay en cuanto a los tipos y las formas de estos. Por lo general, todos los coladores suelen tener forma semi-esférica para contener la mayor cantidad de mezcla posible.

 
 

Existen diferentes clases de coladores y cada una de ellas es mejor para unas determinadas labores, por lo tanto, conviene conocer cuáles son para poder elegir el colador que más se adapte a nuestras necesidades:

Coladores de malla: Los de este tipo están recubiertos por una fina malla de acero, de forma semi-esférica y con un mango metálico o de plástico. Gracias a que tienen un entramado tan fino que actúa como un filtro perfecto, se emplean sobre todo para colar líquidos. Los podemos encontrar de distintos tamaños, los pequeños tienen el tamaño ideal para ponerlos sobre un vaso, por ejemplo, para las infusiones; mientras que los grandes se usan a la hora de colar grandes cantidades de líquido como sopas, purés, etcétera.

Colador chino: Tiene forma cónica o de embudo y es de acero inoxidable. Posee agujeros más pequeños y abundantes que en un colador de acero o plástico, por lo que se emplea para filtrar salsas, purés o cremas.