Aceite de Motor Para Coche 

En el mercado de los vehículos podemos encontrar diferentes motores y también aceites, dependiendo del modelo del coche y de sus características técnicas. Siempre hay que tener en cuenta que los fabricantes recomiendan, para cada tipo de motor y en función de las propiedades que estos posean, una serie de productos. Si no tienes claro esto puedes echarle un vistazo al libro técnico de tu vehículo, en el que te pondrá todos los productos recomendados.

Comprar un buen aceite que se adapte en la medida de lo posible a las recomendaciones del fabricante es una obligación si queremos mantener la vida de nuestro motor durante más años.

Leer más...

Fabricantes

Krafft
Liv

Aceite para profesionales y particulares

El aceite de coche reduce el rozamiento entre las diferentes piezas del vehículo, evitando así su desgaste prematuro; previene la corrosión y ayuda a mantener el coche limpio y, además, es un refuerzo a las tareas de refrigeración ya que impide que se eleve demasiado la temperatura del motor.

Tipos de aceite 

Otro concepto importante del aceite es la viscosidad. Esta, es la capacidad que tienen las moléculas para resistir los cambios de temperaturas, es decir, la mayor o menor estabilidad de este. En los envases de aceite para motor, encontrarás dos cifras referentes a la viscosidad; la primera alude al frío y la segunda, al calor, por ejemplo, 20-40. Los datos aportados por el fabricante han de respetarse lo máximo posible, pues al subir o bajar los límites, el automóvil podría sufrir daños.

Existen dos tipos de aceites: los minerales y los sintéticos. Los primeros tienen una base refinada del petróleo, mientras que los segundos han sido sometidos a tratamientos especiales para garantizar la protección del motor y su máxima duración. Entonces, ¿qué tipo de aceite es mejor para mi coche? El aceite más recomendable siempre es el refinado, ya que ha pasado por diversos procesos de depuración que le hacen el más seguro y beneficioso para los motores.

Como cambiar el aceite de tu coche, paso a paso 

  1. Arrancar primero el coche, un tiempo estimado de 5 a 10 minutos
  2. Encuentra el tapón de vaciado del aceite. Este suele localizarse en los bajos del vehículo.
  3. Sitúa un recipiente debajo y quita el tapón. 
  4. Ten paciencia y espera a que haya salido todo.
  5. Busca el filtro y quítalo
  6. Si vamos a poner un nuevo filtro, es necesario engrasar la goma del nuevo. 
  7. Introducimos en filtro y tapamos de nuevo. 
  8. Una vez vaciado, solo nos queda volver a llenarlo. Localiza en el capó de tu coche el tapón de llenado y ábrelo. 
  9. Vierte el aceite adecuado y limpio.